¿Cuánto tiempo tarda en enfriarse el champán o cava para que alcance la temperatura ideal en la nevera?

¡Una Celebración en Camino! Siempre que hay un evento importante o una celebración, están presentes el Champán o el Cava pero te has preguntado ¿Cómo debes servirlo? ¿A qué temperatura debe estar para su mayor degustación?

Lo primordial que debemos saber es que El Champán y el Cava, son vinos espumosos, aunque tienen algunas diferencia, son igual de buenos, solo tú puedes decidir por cual te inclinas a la hora de consumirlo.

Conozcamos un poco sobre el Champán y el Cava.

El Champán es un vino espumoso, que se produce en la región francesa de Champange, se obtiene de uvas cultivadas en la zona, las utilizadas son Chardonnay, Pinot Noir y Pinot Meunier.

Por otro lado, tenemos el Cava, este se produce en España, pero no se limita a una sola región, aunque hay zonas principalmente productoras, para este tipo de vino las principales uvas que se utilizan son Parellada, Macabeo y Xarelo.

Ambos tipo de vino espumoso, comparten los mismo métodos de fermentación para obtener su resultado, pero existen algunos métodos diferente en su fase final que distinguen el champán del cava. En algunos sitios, estos vinos se consumen no solo para celebraciones, sino también como aperitivos o como acompañante en comidas especiales.

Para poder disfrutarlos de la mejor manera …

¿Conoces cuál es la temperatura ideal para servirlos? ¿Cuánto tiempo debes enfriarlo?

Tener estos vinos espumosos a una temperatura adecuada es de suma importancia, ya que vas a poder degustar al máximo sus características y propiedades. Estos vinos son sensibles a los cambios bruscos de temperatura por lo que no debes meterlo en el congelador para que se enfríe rápidamente, ya que corres el riesgo de dañarlo.

Para consumir estos vinos espumosos, lo ideal es enfriarlos antes de la celebración, tienes la opción de enfriarlo en una cubeta con hielo y agua antes de servirlo, o puedes enfriarlo en la nevera durante las horas previas a su consumo.

El champán, se deben degustar a una temperatura de 8 ºC, menos de esta temperatura se pierden las burbujas, y por encima de esta temperatura aumentan en exceso las burbujas y se arruinan los aromas. Los cavas más jóvenes se toman a temperaturas menores cercanas a los 6 ºC.

Así, lo ideal es enfriarlo entre 5 a 6 ºC, para que al servirlo en la copa lo podamos degustar a la temperatura óptima. Para lograr esta temperatura, se mete en la nevera durante aproximadamente tres horas. Pero si optas por enfriarla con hielo y agua, para ello utilizas una hielera e introduces la botella con bastante hielo, tardará entre 15 a 30 minutos en alcanzar la temperatura adecuada para servir.

Ya fría, procede a realizar el descorche con suavidad y llena solo tres cuarto de la copa, para que pueda mantenerse a la temperatura adecuada. Luego vuelve a colocar la botella en la cubeta con hielo o en la nevera, para mantener la temperatura.

¡A brindar y celebrar!